Las tarjetas revolving, un fraude encubierto

las tarjetas revolving

Las tarjetas revolving, un fraude encubierto

Recuperar la cantidad de dinero que ha pagado de más por el uso de alguna de las tarjetas revolving que circulan en el mercado, ahora, es posible con nuestros abogados.

Una tarjeta revolving es un tipo de tarjeta de crédito en la que todas las compras o dsiposiciones de efectivo que se canjean con ella, quedan aplazadas automáticamente. Es una forma, en la que el usuario puede realizar el pago de las compras a través de cómodos plazos.

En Century Abogados contamos con un equipo de profesionales especializados en derecho bancario que les proporcionará las respuestas que necesite, así como, los pasos a desarrollar para iniciar el proceso de demanda.

¿Qué son las tarjetas revolving?

Las tarjetas revolving son un tipo de tarjeta de crédito que se caracteriza porque las compras o disposiciones de efectivo que realices con ella, siempre dentro del límite de crédito establecido, se pagan a plazos.

A priori, es una alternativa ventajosa para ambas partes del contrato, ya que el usuario en su caso decide cuánto quiere abonar periódicamente. Pudiendo ser esta, una cuota determinada cada mes que coincide en la mayoría de los casos con un pago pequeño o un porcentaje de la deuda pendiente.

¿Cómo funcionan las tarjetas revolving?

Como en cualquier tarjeta de crédito, se pueden realizar pagos, independientemente de que se tenga dinero en la cuenta asociada, ya que las copras que se realizan no se cargan en la cuenta inmediatamente, sino que se aplazan para pagarlas posteriormente.

En resumidas cuentas, mientras que las tarjetas de crédito permiten agrupar todas las compras de un periodo determinado y pagarlas íntegramente en la fecha de cargo seleccionada y sin intereses. Las tarjetas revolving permiten aplazar los pagos a cambio de soportar un interés. Además, permiten la retirada de efectivo a crédito en cajeros automáticos, la cual siempre incluye intereses.

Para devolver el crédito concedido en una tarjeta revolving el usuario tiene dos opciones:

  • Pagar un porcentaje. En este caso el usuario elige qué porcentaje de saldo pendiente quiere devolver cada mes. Siempre cumpliendo un margen mínimo y máximo que variará en función de la tarjeta y de la entidad bancaria en la que se haya contratado.
  • Pago fijo. El usuario paga una cuota fija, también dentro de unos mínimos y máximos que dependen de las condiciones de la tarjeta revolving.

En las dos alternativas, el importe pagado incluye tanto los intereses como las comisiones que correspondan.

¿Qué intereses suelen cobrar?

Las tarjetas revolving se comparan con un microcrédito o línea de crédito, con la diferencia de que aplican un tipo de interés abusivo. Este, puede oscilar entre el 20 y el 30%. Un interés mucho más elevado que el que el Banco de España tiene establecido para los créditos que son de tipo personal.

Por tanto, si sumamos una cuota mensual reducida y un tipo de interés muy elevado, la deuda se alarga en el tiempo de forma indefinida.

Si quieres saber si eres poseedor de una tarjeta revolving, revisa tu contrato o cualquiera de los recibos mensuales y lea qué tipo de interés le están aplicando. En caso de que el T.A.E. supere al 20% estarás ante una de las tarjetas revolving que circulan en el mercado.

¿Son un fraude reclamable?

Las tarjetas revolving son un concepto que a día de hoy se consideran un fraude. Por tanto, si llevas varios años efectuando el pago de tu deuda y tienes la sensación de “nunca acabar”, es probable que si su tarjeta, se trate de una tarjeta revolving. Si es así, la única forma que tienes para dejar de sumar intereses y finalizarla, es procediendo a la cancelación del contrato. Si llevas a cabo esta acción, recuperarás la cantidad pagada de más.

¿Qué normativa regula el fraude de las tarjetas revolving?

A principios de este 2021 entró en vigor la nueva normativa que estable la regulación sobre este tipo de tarjetas. Él principal objetivo de esta es conseguir mayor transparencia sobre la comercialización de este producto financiero. Esta razón, obliga a los bancos a:

  • Llevar a cabo un estudio de solvencia
  • Dar información previa al contrato. Solo de obligado cumplimiento en los casos en los que hayan sido formalizados tras la entrada en vigor de la norma.
  • Facilitar actualizaciones periódicas y adicional. Incluido para los usuarios que ya poseían este tipo de contratos antes de su entrada en vigor el 2 de enero de 2021.

Actualmente, las entidades bancarias siguen incumpliendo la regulación en la mayoría de los casos. A pesar de que es obligatorio el cumplimiento de los requisitos para todos aquellos contratos firmados tras la entrada en vigor. Los anteriores a esta fecha, siguen incluyendo un tipo de interés desproporcionado, por lo que la única vía es la anulación del contrato.

Para más información sobre el procedimiento de reclamación de su dinero, contacte con Century Abogados. Nuestro abogado le dará las pautas para solventar el fraude relacionado con las tarjetas revolving.

Rate this post
No Comments

Sorry, the comment form is closed at this time.